Día internacional del pueblo gitano

Publicado el Jue, 08/04/2021 - 12:00
Gitana gitana: un acercamiento a la comunidad rrom en su día
día del pueblo gitano
Archivo Señal Memoria. Diseño gráfico: Karen López para Señal Memoria de RTVC

Desde Melquíades y el hielo en Cien años de soledad hasta “Gitana” (con su pelo y su cara) de Willie Colón, los gitanos ocupan un lugar prominente en el imaginario colectivo colombiano. ¿Pero qué tanto sabemos de ellos? En el Día Internacional del Pueblo Gitano, nos acercamos a sus costumbres como la quiromancia, cómo solucionan sus conflictos con el kriss romaní, el papel de las mujeres en esta población nómada originaria del norte de India para transmitir la cultura y qué enseñanzas nos deja su modo de vivir y entender la vida: la riqueza como tener las necesidades satisfechas. 

Muchos años después, frente al pelotón de fusilamiento, el coronel Aureliano Buendía pensó en los gitanos. En Cien años de soledad, Gabriel García Márquez inicia con una escena en la que el protagonista del libro recuerda cómo los gitanos, liderados por Melquíades, llegaron a Macondo con novedades como el imán y el hielo. Buendía, además de sus conocimientos e ingenio estrafalarios, resalta a los gitanos como desarrapados y alborotados, ubicados en una carpa cerca de la aldea.

Hasta en una de las obras fundamentales de la literatura colombiana, o incluso en canciones de Willie Colón, los gitanos están presentes. Hoy, 8 de abril, se celebra el Día Internacional del Pueblo Gitano, que conmemora cuando, en Londres en 1971, se instituyeron la bandera y el himno de esta población. La comunidad rrom, como también se conoce a los gitanos, es originaria del norte de India. Desde allí se extendió por todo el planeta, hace alrededor de 1.000 años. Sin embargo, al ser una cultura fundamentalmente ágrafa, es difícil establecer su historia con precisión. Su idioma es el romanés (o romaní), derivado del sánscrito.

Según la organización Proceso Organizativo del Pueblo Rrom de Colombia, en el país hay cerca de 8.000 personas rrom. Cuentan que en el tercer viaje de Cristóbal Colón a América ya venían cuatro gitanos, y buena parte de la diáspora fue porque los gitanos fueron objeto de persecución en Europa. Llegaron al país por el Atlántico, vía Venezuela, o por el río Atrato, vía Panamá. Actualmente se ubican principalmente en Santander, Norte de Santander, Bogotá, Valle del Cauca, Cauca y Nariño; a la vez, están en todas partes y pueden estar en un lugar un día e irse al otro: son nómadas. Entre estas idas y venidas por Colombia y el mundo, la historia del pueblo rrom muestra que han luchado por su vida y por su forma de vivir. Son recursivos, incluso cuando se cierran puertas por la xenofobia. 

Un rrom nace, no se hace, y con esta marca vienen ciertas tradiciones y prácticas culturales, como la quiromancia, la adivinación y una relación particular con los animales, el circo y el comercio. Estas costumbres influyen en cómo abordan temas como el matrimonio, la muerte, el trabajo y la comida. “Existen varias formas de trabajar. Están los oficios tradicionales: la lectura de la mano, la zootecnia y la elaboración de artículos de cobre”, explica Dalila Gómez, gitana, en un episodio de multiculturalismo de 2002 de Paz las que sea, la serie institucional dirigida por Víctor Castaño. Por otro lado, la comunidad rrom cuenta con el kriss romaní, una suerte de asamblea general que les permite resolver conflictos y preservar la dignidad de la familia. Son los hombres los que se reúnen, no las mujeres, y trabajan sin violencia. Buscan el diálogo y cómo ayudar a las personas envueltas en el conflicto para poder solucionarlo. El castigo puede ser moral, como no hablarle al implicado.

[...] la comunidad rrom cuenta con el kriss romaní, una suerte de asamblea general que les permite resolver conflictos y preservar la dignidad de la familia.

 

Castaño Durango, Víctor (Director). (2002). Paz las que sea [Serie institucional]. [Multiculturalismo]. Colombia: Defensoría del Pueblo. Archivo Señal Memoria, BTCX30 012394.

 

La cosmología rrom también determina su relación con el territorio. Este no es fijo:  son conocidos por desmontar con facilidad su campamento e irse en busca de su siguiente parada. Sin embargo, aclara Dalila, eso no quita que la comunidad necesite una infraestructura mínima para desarrollarse como grupo étnico. Este es uno de los retos que enfrenta el pueblo rrom, mientras algunos de ellos pasan a vivir en casas y tienen hijos y nietos que van al colegio y la universidad, tienen carreras profesionales y buscan alternativas de subsistencia y trabajo por fuera de sus costumbres.

La lucha es una de no asimilación frente a lo que llaman la sociedad mayoritaria, el común de los colombianos y su forma de vivir. Buscan preservar su lengua, su comida (basada en el cerdo), sus bailes (flamenco y polca). Se casan entre ellos para evitar la aculturación. Todo esto sucede en una época de identidades difusas, con lógicas de productividad distintas de las que han seguido por siglos. Su objetivo es seguir como movimiento social propio, ser visibles sin ser asimilados y mantener las conexiones como pueblo gitano. 

Dentro de los cambios culturales inherentes al diálogo entre dos formas de ver la vida, pueden verse erosionadas costumbres como el privilegio del que gozan los hombres gitanos. El pueblo rrom es patrilineal y patrilocal, el jerarca es el hombre. ¿Y las mujeres? En un episodio sobre gitanos de 2007 de Voces de familia, serie documental dirigida por René Castellanos, Dalila cuenta que son reconocidas por sus faldas largas, su elegancia y, si son casadas, sus pañoletas.

Y tienen un rol clave en la familia: “Son aquellas encargadas de inculcarles los valores morales a los hijos, de cuidarlos, de preservar la cultura y ciertas costumbres”, explica Dalila. Esto se suma a su aporte a la economía familiar a través de labores como la quiromancia, una tradición gitana esencial que pasa de generación en generación. El tiempo mostrará si esta estructura cambia para hacerle espacio a ellas en la toma de decisiones y en el liderazgo de la comunidad.

Mujeres del pueblo gitano

Castellanos, René (Director). (2007). Voces de familia [Serie documental]. [Una vida de gitanos]. Colombia: Ocho y Medios Comunicación Ltda. Archivo Señal Memoria, BTCX30 019457.

 

Hoy, en el Día Internacional del Pueblo Gitano, podemos quedarnos con algunas lecciones de los rrom para la sociedad mayoritaria. Aprendamos de su amor por la libertad y la autonomía, y de la preponderancia que tienen las personas viejas, que son veneradas por su sabiduría y conocimiento. Consideremos su desapego frente a las cosas materiales, que les permite ser nómadas y partir en cualquier momento. Acerquémonos a toda su cultura y su cosmogonía. Y tengamos en cuenta su forma de vivir un día a la vez, y noción de riqueza: basta con tener las necesidades satisfechas.


Autor: Santiago Cembrano
Fecha de publicación original Jue, 08/04/2021 - 12:00
¿QUÉ TANTO TE GUSTÓ ESTE CONTENIDO?
Compartir