Celebremos el Día del Idioma hablando de la conexión entre los niños y los libros | Señal Memoria

Publicado el Lun, 23/04/2018 - 11:56

Celebremos el Día del Idioma hablando de la conexión entre los niños y los libros

Para celebrar el Día del Idioma,  en el año 2013 asistimos un sábado en la mañana a La Hora del Cuento de la Biblioteca Luis Ángel Arango, en Bogotá, y luego, conversamos con las lectoras que condujeron la sesión, Magnolia Hernández Londoño y Diana Herreño, a quienes les hicimos varias preguntas sobre su oficio de lectoras de literatura para niños, teniendo en mente una pregunta primordial, que fue la que nos llevó a preparar esta nota: cuál es la conexión de los niños con el idioma y, específicamente, con la literatura y la palabra escrita.

Los niños escuchaban acostados, tendidos o sentados en cojines a sus histriónicas lectoras, transformadas por demanda de su oficio en actrices y realizadoras de efectos sonoros, y veían al mismo tiempo las ilustraciones que se sucedían en las páginas de los libros, que ellas sostenían en alto y giraban en redondo a la vista de su auditorio, como les corresponde a estos objetos por ser protagonistas de La Hora del Cuento.

Las imágenes, solo en apariencia fijas al papel, se conjugaban con las palabras extractadas con la voz de aquellas páginas, y los relatos, sin dejar de ser palabra leída, adquirían volumen y se desarrollaban en varias dimensiones. Detrás de los niños, estaban sus padres y sus abuelos. Si de alguno de los cuentos saltara alguna palabra inquietante, les servirían de parapeto. Si las lectoras propusieran actuar alguna de las historias o el autor hiciera algún comentario chistoso a través de las palabras que él mismo había escrito, los adultos no serían inmunes al juego y el humor, así que reirían y actuarían con sus hijos y nietos.  

No se leía ningún cuento sin mencionar al autor y hacer de él o ella una semblanza. Ese día, Magnolia y Diana leyeron "Mi gatito es el más bestia", ilustrado por Gilles Bachelet; "No te rías Pepe", de Keiko Kasza; "Sapo tiene miedo", de Max Velrhuijs; y "Mi día de suerte", también de Keiko Kasza.

Sin más preámbulos, los invitamos a oír a Magnolia Hernández Londoño y a Diana Herreño hablar de su oficio y de la conexión entre la literatura y los niños:

Lectura que cautiva, en La Hora del Cuento (5' 44'')

 

Efecto de las palabras en los niños (3' 16'')

 

Lecturas animadas que crean lectores(6' 23'')

 

La importancia de que los padres lean (4' 11'')

 

 

Fecha de publicación original Mar, 23/04/2013 - 13:20
¿QUÉ TANTO TE GUSTÓ ESTE CONTENIDO?
Compartir