Día mundial del patrimonio audiovisual: 27 de octubre

Publicado el Lun, 26/10/2020 - 12:08

La restauración audiovisual: un viaje hacia la magia.

La restauración
Diseño: Juan Camilo Marulanda para Señal Memoria de RTVC Sistema de Medios Públicos

Aparece una imagen borrosa, sin color, que se mueve constantemente y con un sonido completamente inaudible. Dos semanas después se detallan las siluetas de un hombre y una mujer acostados sobre un fondo de hierba verde intenso, formando un corazón. La imagen ya está estable y se escuchan claramente sonidos de la naturaleza acompañados de una música casi imperceptible. Así se dio una buena parte del proceso de restauración del documental El agüacerito de la serie Yuruparí y así comienza la magia de la restauración. La restauración audiovisual -incluyendo la fílmica- y fotográfica-, consiste en la intervención sobre la parte material o visual del objeto, con la intención de reducir o eliminar el deterioro, manteniendo los elementos inherentes a la obra original - es decir lo más cercano a como fue filmado, grabado o fotografiado- y, al paso del tiempo. Los procesos de restauración son de un valor crucial en la preservación y difusión de la historia y la cultura, con un impacto significativo en la educación audiovisual y la generación de nuevos públicos. En la teoría de la restauración clásica, los principios éticos bajo los que se rige son: la autenticidad, la reversibilidad y transparencia. Dentro del proceso, existen dos grandes etapas: restauración física y restauración digital. En la restauración ocurre la magia de devolvernos en el tiempo y tratar de recuperar atmósferas, texturas, colores, luces, vestuarios y rostros que nos permiten entender el pasado y viajar a través de imágenes y sonidos

 

Documental “El agüacerito” de la serie Yuruparí

 

“Se puede restaurar todo aquello que se ha conservado”

Para llevar a cabo las tareas de restauración digital se requiere del conocimiento de las técnicas y fundamentos teóricos relacionados con los procesos cinematográficos, fotográficos, y electrónicos. Adicionalmente es necesaria una amplia experiencia en la identificación física de los soportes fílmicos, magnéticos y ópticos; como así también de los procesos implicados en la digitalización de imagen, técnicas de composición visual digital y teoría del color. La primera etapa en la recuperación del pasado registrado audiovisualmente, es la restauración física.

La calidad en los resultados de este primer paso, depende en buena medida de las condiciones en las que haya sido preservada la obra audiovisual (temperatura, humedad relativa e incidencia de la luz). Así mismo, se debe considerar el tipo de soporte en el que ha sido realizada la obra: fílmico, electrónico: magnético, óptico o nativo digital: Muchos de los filmes más antiguos presentan deterioro según la naturaleza de su soporte. Los de base de nitrato son altamente inflamables y casi que se “autodestruyen”, por lo que se hace urgente y prioritaria su intervención. Los otros que corresponden a estructuras de acetato y poliéster son más estables, pero pueden presentar síntomas de avinagramiento (exceso de ácido acético), por lo que también son vulnerables y entran en una etapa de alto riesgo. A esto se suman las cintas magnéticas que también implican un reto por su dependencia de las máquinas que las reproducen, que en la actualidad se encuentran descontinuadas en su gran mayoría, y además, es bastante difícil la adquisición de repuestos y personal técnico especializado para su reparación.

123

Identificación de soportes y formatos

 

1234

Revisión y restauración física

 

Una vez se dejan los soportes a punto, viene la siguiente etapa para el avance de la restauración. En la digitalización se determinan muchas de las características que posteriormente van a permitir que la obra se vea lo más cercana a como fue creada. En este paso, una de las dificultades que se presenta, es el hecho de que, en muchos de los casos, los creadores involucrados en la obra (director, director de fotografía), no se encuentran vivos, ya que es indispensable la supervisión en términos no sólo técnicos sino también estéticos y narrativos con respecto a la restauración.

En los procesos de restauración llevados a cabo en Señal Memoria, se ha tenido la posibilidad de involucrar a directores, directores de fotografía, guionistas y actores quienes han realizado sus aportes y opiniones para enriquecer el procesos de reconstrucción de imágenes y sonidos de las obras audiovisuales.

Ya en el área de Restauración Digital (DR), se comienza el trabajo especializado sobre las imágen y el sonido de manera independiente. Se realiza la reparación de los fotogramas deteriorados buscando recuperar su aspecto original. Se diseña un plan de restauración acorde a la particularidad de cada obra específica analizando cada contenido y estableciendo un flujo de trabajo acorde a los problemas encontrados en cada caso. Después de realizar la corrección de luminancia (luz) y crominancia (color), las operaciones más comunes consisten en mejorar el trackeo (tracking 2D) y la estabilización de la imagen,lLa detección y limpieza de manchas, polvo o suciedad, corrección de “drops”(1), diferencias de densidad y de color (flickeo). Durante el proceso digital se puede agregar o suavizar el grano/ruido en la imagen. En el caso de pérdidas de fragmentos de imagen, existen herramientas que permiten la clonación de segmentos para después ensamblar y reconstruir algún sector del fotograma. El diseño de máscaras animadas y técnicas como clonar, pintar y rellenar, requieren de una gran precisión y son realizadas manualmente cuadro a cuadro de forma casi artesanal.

12345

Software para restauración digital

 

123456

Errores de imagen electrónica encontrados en archivos cuyo origen es cinta magnética

 

1234567

Error electrónico de imagen

Para entender mejor este aspecto ver el capítulo “Artefactos electrónicos de imagen” en el siguiente: enlace https://adfc.com.co/la-preservacion-audiovisual-en-la-era-de-los-pixeles-free-ebook/

 

1

Serie Nariño El precursor, grabada originalmente en cinta magnética de carrete abierto de 2 pulgadas.

 

Al final, la obra restaurada busca ser lo más fiel al original, respetando sus características técnicas, estéticas y narrativas, dejando una matriz con el nivel requerido para su distribución en diversos medios y ámbitos de exhibición: salas de cine a través de DCP (Digital Cinema Packaging), DVD, televisión -OTT-RTVCPlay, canales institucionales, websites, VOD (Video On Demand), etc. Adicionalmente se generan copias en cintas LTO (Linear Tape Open, según la generación, actualmente estamos en las versiones 8 y 9) para preservación en bóveda especializada manteniendo los niveles precisos de temperatura, humedad relativa y luz. Al preservarla, la obra se vuelve a ver, vive de nuevo, para iniciar un nuevo paso hacia la preservación. Así, la magia de la restauración cumple su cometido y permite revivir personajes, épocas y espacios.

 


Autor: Jorge Mario Vera
Fecha de publicación original Lun, 26/10/2020 - 12:08
¿QUÉ TANTO TE GUSTÓ ESTE CONTENIDO?
Compartir